“Las adelfas se adueñan de la avenida del Cabildo”, con este eslogan allá por el mes de septiembre de 2014, la concejalía de Parques y Jardines que dirige el señor Mario Torres anunciaba a bombo y platillo en los medios digitales locales, la plantación de unas 3000 plantas en dicha avenida.

Por José Alzola

Co. 22 de febrero de 2015

Para el señor concejal, lo que a su entender le iba a suponer la gran solución, se ha convertido en la gran desilusión, pues como se puede apreciar, cinco meses después los resultados confirman un despropósito anunciado, pues en los mismos medios hubieron diversas manifestaciones de lo inútil que iba a resultar dicha iniciativa. Aún así, el Sr. Torres no cejó en su  intento a pesar de estar supuestamente al tanto de la situación a través de sus asesores. Situación que no es otra que la impróspera actuación en una tierra, la de la mediana, que no es apta para ningún tipo de plantación. Y no es apta, porque en su día un encargado de Parques y Jardines, tuvo la nefasta e irresponsable feliz idea de aplicarle un tratamiento fitosanitario, o lo que es lo mismo quemar la hierba, con la particularidad de que en este caso fueron tan ‘inteligentes’ como para mezclar varios productos incompatibles juntos, es decir, una combinación de herbicidas, sistemático de contacto y selectivo y por si fuera poco, muchos de ellos caducados y otros prohibidos.

A pesar de todo ello, se decidió seguir adelante, ¿por qué?, no debería prevalecer los resultados ante cualquier otro supuesto propósito. Es posible que para su galería de fotos quedase bien, pero lo que es obvio es que los resultados son los que son, NULOS, y no es ninguna sorpresa. Posiblemente tendrán que arrancar la inversión de tres mil plantas en la mediana de la avenida como ya ocurriera anteriormente con otras plantaciones, como fueron los cactus y demás.

No obstante, siendo justos hay que decir que ‘al Cesar lo que es del Cesar’. El señor concejal no tiene porqué ser un experto en jardinería, a pesar de tener conocimientos de agricultura, como se recoge en su vídeo promocional (como candidato a la alcaldía). Se entiende que para eso tiene a los técnicos, tanto municipales como los de la empresa concesionaria FCC, que todo sea dicho, es todo un lujo poder contar con 4 técnicos, alguno de ellos con grado superior, independientemente que también se disponga de otros cuatro capataces y un encargado en nómina, por lo que resulta difícil entender, como es que nadie se percató de las condiciones negativas de la tierra, no apta para ningún tipo de plantación, bastaba con solicitar un estudio del estado de la misma, hubiese sido más rápido, más barato y su hubiesen ahorrado un gran despilfarro, que es en lo que se convertirá cuando haya que retirar esas 3000 plantas. Es más, la prueba de lo que aquí se expone, se encuentra en la misma autovía del Cabildo, y las imágenes así lo demuestran.

En el mismo mes de septiembre de 2014, con una diferencia de 15 días, operarios del Cabildo, plantó la misma especie, ‘Adelfas’ en los parterres de la avenida que gestiona el Cabildo, cuyo tratamiento de tierra es adecuado, como se puede observar la diferencia en el crecimiento de la misma planta es bastante concluyente.

22022015_0031_0.jpg 22022015_0038_0.jpg

Por lo que una vez más al ciudadano teldense no le queda otra que volverse a preguntar y cuestionar, porqué los políticos de esta ciudad se empecinan en despilfarrar el dinero a libre albedrío sin pararse a pensar en las consecuencias. Todos quieren hacer más, todos quieren hacerlo mejor, pero es injustificable que se derroche un dinero público para saciar el ego del ‘yo mejor’, al tiempo que se intentan adjudicar méritos de cara a las próximas elecciones. No señores, no es de recibo que ninguneen a un pueblo y encima pretendan que les demuestren su confianza ante las urnas.

 

Número de imágenes: 
11


José Alzola Santana