Opinión - 29/03/2015 actualizado a las 17:34

El ‘Carnaval Faraónico’ del concejal Agustín Pérez

Ante todo hay que ser honestos y hasta felicitar al concejal D. Agustín Pérez por el pedazo de CARNAVAL, que ha organizado este año, muy completo y mucho más participativo.

Pero… también hay que ser honestos y ser críticos con lo que es una realidad, que no es más que su total incapacidad de gestión.

Por José Alzola

Co. 29 de marzo de 2015

Como ya todos sabemos, don Agustín Pérez, ha sido el peor gestor que ha tenido esta legislatura, reconocido inclusive por sus propios compañeros. ¡Cómo olvidar su paso por las distintas concejalías que han pasado por su manos!, como ejemplo, Parques y Jardines (sin lugar a dudas, la peor de todas), Participación Ciudadana y por supuesto el distrito de Jinámar, del que mejor ni hablar.

Amén de todas ellas, la concejalía de Festejos, tampoco se queda atrás. Y no es que el muchacho deje de poner alegría y desparpajo en todo lo que sea ¡¡FIESTA!!… Eso se le da muy bien, quizás por lo de su anterior profesión de animación de eventos. Sin embargo, su pésima habilidad de gestión es de lo más incompetente que hay.

Sí el Carnaval de Telde 2015 fue faraónico, no quieran saber como de faraónico es el malestar de los vecinos de las zonas de San Juan y La Barranquera, lugares de máxima concentración de estas fiestas carnavaleras. Después de 15 días de su finalización, todavía se encuentran los chiringuitos desperdigados por varias zonas del municipio.

Pero… para desastre el del auditorio José Vélez, menudo esperpento. Inconcebible que se genere un extenso despliegue de medios materiales y de personal para montar por todo lo alto un escenario y acondicionar unas instalaciones de estas características, de manera eficaz y con toda premura y al mismo tiempo se pueda ser tan inepto y tan poco profesional, como para no saber organizar el mismo despliegue de personal y medios para dejar todas las instalaciones y zonas urbanas utilizadas, en el mismo estado de forma y con un tiempo de respuesta minimizado, que afecte en el menor estado posible a la ciudadanía que vive en los alrededores o hagan uso de  instalaciones como las descritas.

Y…, no señor Pérez, no es que los ciudadanos la tengan tomada con usted, es que usted no muestra el mínimo respeto a los ciudadanos, toda vez que usted haga oídos sordos y pase olímpicamente en dar respuestas óptimas en el cometido que se le haya asignado. Y sí le queda alguna duda, eche un vistazo atrás, se sorprenderá de la de veces que ha metido la pata por el mismo motivo, no saber gestionar. Y la culpa no es del “cha cha chá” o en este caso del “Faraón”, solamente puede ser atribuible a usted y personal de confianza que no le ayuda y asesora como debiese y corresponde, acorde tanto a su preparación como al sueldo que perciben y que obviamente paga el ciudadano. 

Número de vídeos: 
1


José Alzola Santana